sábado, 27 de enero de 2018

Nueva vida para el Shenzhen

En enero de este año, con motivo de unos ejercicios anfibios de la Flota del Sur, se vieron algunas fotografías en las que lo que destacaba no era el primer sino el segundo plano. Concretamente en una de ellas se veía al Shenzhen (numeral 167), solitario miembro de los destructores del tipo 051B, que se desvaneció a comienzos de 2015 para algo más que un lavado de cara.

Recientemente ha vuelto al servicio después de un extenso programa de modificaciones, habiendo conseguido el antaño mayor buque de la Armada China (6.600 toneladas) una potencia de fuego similar a la de una fragata 054A. Es el signo de los tiempos de la Armada China, lo mismo que ha sucedido con los destructores del tipo 956.

Nueva vida para el Shenzhen

En este retrofit, el primer lavado de cara ha consistido en el sistema de armamento:

  • Los desfasados 16 lanzadores de HQ-7 han sido reemplazados por 32 silos de HQ-16 y Yu-8,
  • Los 16 lanzadores de misiles YJ-83 han sido reemplazados por 8 lanzadores de YJ-12A, y
  • Las cuatro piezas de 37mm han sido reemplazadas por dos sistemas del tipo 730.

Nueva vida para el Shenzhen

Pese a la obsolescencia de estos equipos, este destructor fue la primera unidad de la Armada China en poseer la función de mando y control, con sistemas relativamente modernos(ZKJ-4A, -4B y -4B tipo II). No obstante, también han sido puestos al día, de tal manera que se especula este buque asuma tareas de mando en las agrupaciones navales en las que forme parte.

En comparación con las 2.000 toneladas de las frgatas 053H3 o las 4.000 de las fragatas del tipo 054A, las 6.000 toneladas de este ejemplar único proporcionan una mayor habitabilidad, lo que lo convierten en candidato ideal para esta función.

El nuevo sistema de mando y control cuenta con varias formas de transmisión: voz, texto, datos, gráficos, imágenes dinámicas, etc. Puede recibir y transmitir en ambas direcciones y retransmitir información recibida desde puestos en tierra, aviones de alerta temprana, otros buques, submarinos, aviones o satélites. Cuenta con sistemas de encriptado y descifrado de última generación, y el proceso de datos ha aumentado drásticamente su velocidad y capacidad.

Nueva vida para el Shenzhen

En el capítulo de la electrónica, la modificación también ha sido de envergadura:

  • Se ha instalado el iluminador del tipo 345 para los misiles HQ-16,
  • En un nuevo mástil delantero se ha instalado un radar del tipo 382 (reemplazando al de tipo 381), y
  • En un nuevo mástil trasero se ha instalado un radar del tipo 364.

El hangar se ha modificado para albergar un único helicóptero antisubmarino Ka-28, en lugar de los dos Z-9 originales.

Asimismo, hay nuevas aperturas en la estructura que albergan un sonar remolcable y señuelos para torpedos acústicos. No hay constancia de la instalación de un sonar de profundidad variable.

Nueva vida para el Shenzhen


No hay comentarios:

Publicar un comentario